Ir al contenido principal

Capítulo 3: La destrucción de Mysdrop

El día me pasó deprisa. Desde que estuve en el hostal me encontré mucho mejor. Quizás tenía razón y el calor me estaba afectando, aunque estuviéramos a menos de veinte grados.
Por la tarde volvieron el profesor, Luke y Flora, y como había dicho el profesor, se pasó por la habitación que comparto con Flora para ver cómo me encontraba.
(Layton) Hola, Emmy. ¿Cómo has pasado el día?
(Emmy) ¡Aburrida, pero estoy llena de energía otra vez!
(Layton) Creo que deberías ir al médico.
(Emmy) Pero sí estoy bien.
(Layton) Emmy, no estás bien y nos estás preocupando a Luke, Flora y a mí.
(Emmy) Está bien. Mañana iré.
Vi como el profesor me sonreía al saber la respuesta. No me quedaba otra que aceptar e ir, y eso que no me gustaba nada ir al médico.
(Layton) ¿Está noche vendrás con nosotros o...?
(Emmy) ¡Por supuesto que iré!
Finalmente llegó la hora de ir hacía Center High Street.
Las calles eran frías en aquellas horas, pero había bastante gente al saber que Crown aparecería esa noche.
Por fin llegó la medianoche. Las campanas del campanario empezaron a sonar marcando el inicio de un nuevo día, pero allí no apareció Crown. Tal y como pensaba, pero sí que se escuchó un gran estruendo. Como si de una bomba se tratase.
Corrimos hacía la parte norte del pueblo. ¿Qué podría ser aquel estruendo?
Cuando llegamos vimos que una calle había desaparecido, solamente estaban las aceras y las casas, pero entre las aceras son había nada, solo una gran nube de polvo. Ese tal Crown iba en serio, conseguiría esa corona como fuese.
(Luke) ¡Mire, profesor! ¡Una carta!
El profesor cogió la carta. Esa iba a su nombre. ¿Por qué?
(Layton) "Hershel Layton, sé que estás por aquí. Más vale que te vayas si no quieres que nadie de tu grupo sufra una desgracia. Estate alerta.
Jean Descole."
(Emmy) ¿Descole? ¿Ese también está metido en esto?
(Layton) No me extraña, según nos dijeron la Corona es de hace más de mil años y contiene poderes. Cómo arqueólogo que es entiendo que quiera conseguirla.
(Luke) Se habrá aliado con Crown.
(Layton) Es más probable.
(Flora) Quizás él sea Crown.
Es muy posible también.
La noche se hizo más penetrante aún y decidimos investigar por la mañana porque en ese momento estaba todo muy oscuro, así que volvimos al hostal a descansar.
Amaneció un día radiante en Mysdrop. Ese día habría que investigar muchas cosas.
Cuando me desperté sentí náuseas y fui a vomitar, pero nada más.
Flora y yo bajamos a desayunar junto con el profesor y Luke.
(Layton) ¿Emmy, sobre qué hora irás al médico?
Se me había olvidado por completo. Dicen que si olvidas algo es porque no es importante, por lo que supongo que no le doy importancia a mi salud.
(Emmy) Pues... Iré después de desayunar.
(Layton) ¿Quieres que te acompañe?
(Emmy) No, no es necesario. Puedo ir sola.
(Flora) ¡Yo te acompañaré, Emmy!
Bueno, no me importa que venga Flora.
(Emmy) De acuerdo.
Terminamos de desayunar y Flora y yo nos dirigimos al centro de salud de Mysdrop.
(Flora) Emmy, les dije ayer al profesor y Luke sobre mi sueño.
(Emmy) ¿Y qué te dijeron?
(Flora) Me apoyaron y me dijeron que lo conseguiría.
(Emmy) Lo sabía.
Entramos dentro del centro y esperamos un poco a que nos llamarán.
Una vez dentro, le conté al médico lo que me había ocurrido recientemente, sobre los mareos, pérdida de equilibrio y algunas náuseas.
Él me preguntó una infinidad de preguntas.
(Médico) Señorita Altava, tengo que darle una última pregunta. ¿Cree poder estar embarazada?
(Emmy) No.
(Médico) ¿Está segura?
Iba a volver a decirle que no, pero en ese momento me vinieron un montón de recuerdos fugaces. No podía creerlo. ¡Era imposible! ¡Imposible!
(Emmy) Creo que sí, sí que podría estarlo.
Flora me miró sorprendida, pero seguro que no tanto como lo estaba yo.
El médico me hizo una prueba de embarazo que dio positivo. No podía creerlo.
(Médico) Enhorabuena, está embarazada.
(Flora) ¡Qué guay, Emmy! ¡Vas a tener un bebé!
(Emmy) Sí... Muy guay...
El médico me dio unas pastillas para el mareo y nos fuimos del centro de salud.
(Emmy) Flora, escúchame bien. No se lo puedes decir ni al profesor ni a Luke. ¿De acuerdo?
(Flora) S-Sí. ¿Pero de quién es?
Sabía que lo preguntaría.
(Emmy) Esto... Pues... De... El profesor.
(Flora) ¿¡Quéeeeeeee!?
(Emmy) ¡Pero no se lo puedes decir! Ya... Ya se lo diré cuando crea necesario.
(Flora) Pero deberías decírselo pronto. Si no se preocupará.
(Emmy) Lo sé. Se lo diré lo antes posible.
Volvimos al centro del pueblo y decidimos ir hasta la calle que había desaparecido la noche anterior, allí encontraríamos al profesor y Luke.
La calle, ahora inexistente, estaba abarrotada de policías y de curiosos. Cuando Flora y yo llegamos pude observar que el profesor estaba hablando con el inspector Chelmey y Grosky, siempre están metiendo las narices en algún caso que estamos investigando.
(Emmy) Hola.
(Grosky) Hola, Emmy. Cuánto tiempo sin vernos.
(Emmy) Pero si nos vimos la semana pasada.
(Gorsky) ¿Ah sí? Ah, ya me acuerdo.
(Emmy) ¿Y ustedes que hacen por aquí?
(Chelmey) Nos han llamado para que viniéramos a investigar este extraño suceso.
Qué curioso... ¿Por qué siempre nos los encontramos?
(Chelmey) ¿Y vosotros que hacéis por aquí?
(Layton) Un poco de turismo.
(Chelmey) ¿Por qué siempre que ocurre algo en algún remoto lugar vosotros estáis de turismo? ¿Casualidad? No lo creo...
(Luke) Ya ve, atraemos a los misterios y a los puzles.
(Chelmey) Ajá... Igualmente no os acerquéis a la investigación. Dejad esto a los profesionales.
Tras decir eso, los dos inspectores desaparecieron entre la multitud.
(Layton) ¿Emmy, qué te ha dicho el médico?
(Emmy) ¿Eh? Ah. Nada, que tengo... la tensión un poco baja, pero si como bien en unos días estaré bien.
(Luke) Eso no será problema para ti, comes mucho.
(Emmy) ¿Y tú qué?
(Flora) Jijiji.
(Layton) Bueno, me alegro que no sea nada grave.
Esto se estaba poniendo peor, ahora sería más complicado decírselo. ¿O no se lo digo?
(Emmy) ¿Os habéis enterado de algo más?
(Luke) Los habitantes de esta calle nos han dicho que antes de que desapareciera ese trozo de calle se sintió una especie de terremoto y poco después un estruendo que hizo que la calle se hundiera.
(Emmy) Vaya.
(Derk) ¡Señores! Les estaba buscando.
(Layton) ¿Qué ocurre, señor Derk?
(Derk) La alcaldesa quiere verles.
(Layton) Entonces no la hagamos esperar.
Los cuatro seguimos a Derk hasta el ayuntamiento. Era un edificio muy grande adornado con plantas en la entrada. Parecía tener unos tres pisos más la azotea.
Los cinco entramos en el ayuntamiento y subimos hasta la última planta donde entramos en el despacho de la alcaldesa que nos estaba esperando junto con el señor Truw.
(Pulli) ¡Qué bueno que pudieron venir tan pronto!
(Layton) Nos ha avisado el señor Derk y hemos venido cuánto antes. ¿Qué ha ocurrido?
(Pulli) Hemos recibido una nueva carta.
Pulli nos enseñó un nuevo con el nombre de Mysdrop.
El profesor cogió la carta y empezó a leerla.
(Layton) "Señora alcaldesa, no parece usted tan inteligente como creía. Al llamar al profesor de arqueología Hershel Layton ha desatado la destrucción de su municipio.
Aún está a tiempo de salvarlo si entrega la Corona Dorada mañana a medianoche en el Castillo de Mysdrop.
Crown."
(Luke) ¿Un castillo? ¿Dónde está ese castillo?
(Truw) Lamentablemente ese castillo fue destruido por un trueno hará cerca de veinte años.
(Luke y Flora) ¿¡Veinte años!?
(Layton) Señorita Pulli, podría prestarnos el resto de cartas.
(Pulli) Por supuesto. Aquí tienen.
La alcaldesa nos tendió todas las cartas que habían estado recibiendo y nos pidió amablemente que nos fuéramos porque tenía que celebrar una reunión con los policías del municipio.
Salimos del ayuntamiento y nos dirigimos al hostal para investigar las cartas. Fuimos al comedor, que estaba vacío. En ese hostal no se debería alojar mucha gente.
Leímos todas las cartas cientos de veces, pero no sacamos ninguna pista. Las leímos correctamente, las leímos utilizando solo las iniciales de cada frase y luego las del final, pero no encontramos nada.
Es muy frustrante no encontrar nada claro, pero nadie dijo que esto sería fácil.
Finalmente decidimos dejar de leer las cartas tantas veces, quizás si descansáramos un poco se nos podría ocurrir alguna idea.
El día se me hizo algo lento, el profesor quiso ir a investigar las ruinas del antiguo castillo y yo decidí acompañarlo mientras Luke y Flora se quedaban en el hostal descansando.
Cruzamos todo el pueblo en silencio. Las calles se estaban vaciando y el sol empezaba a ponerse cuando llegamos a las ruinas.
Eran una llanura con un montón de piedras en el centro, eso en algún pasado habría sido un castillo medieval o algo parecido, pero ahora eran un montón de piedras juntas. Nada más.
Nos acercamos a las rocas para ver si encontrábamos algo que nos pudiera aportar alguna pista o algo similar.
Escalamos sobre el montón de piedras y rebuscamos un poco, pero solo eran piedras. Piedras y más piedras. Empezaba a ponerme histérica de ver tantas piedras.
(Layton) Emmy.
(Emmy) ¿Sí?
(Layton) ¿Qué te ha dicho el médico?
(Emmy) Ya se lo he dicho, que tenía la tensión baja.
(Layton) ¿Crees que soy tan ingenuo para creerme eso?
(Emmy) No.
(Layton) ¿Entonces por qué no me lo dices?
Esa conversación también me estaba poniendo histérica. Hoy todo me ponía histérica.
(Layton) Sabes que puedes confiar en mí, si es algo grave me gustaría que me lo dijeras...
(Emmy) ¡Estoy embarazada!
(Layton) ¿Qué?
El suelo empezó a temblar, y con él todas las piedras. Finalmente, un agujero se abrió bajo nosotros y caímos en él.
(Layton) ¿Estás bien?
(Emmy) Sí, lo estoy. ¿Qué es esto?
(Layton) Seguramente las mazmorras del castillo. Busquemos alguna salida.
(Emmy) Sí.
Estuvimos un buen rato esquivando piedras del suelo para no volver a tropezar.
(Layton) ¿Emmy, es mío?
(Emmy) Claro que lo es.
No quería seguir hablando de ese tema, y menos en un lugar como ese, dónde ya nos habíamos encontrado algún hueso humano de hacía muchos siglos. Quería salir de ahí, acostarme y que todo hubiera sido uno de esos sueños extraños que no tiene sentido, pero dudaba que eso ocurriera.
(Emmy) ¡Creo que veo una escalera!
Fuimos hasta dónde dije, y... ¡Había una escalera de piedra! ¡Por fin podríamos salir!
Subimos por la escalera y al fin salimos al exterior.
La noche ya había caído, habríamos pasado un par de horas ahí abajo. Ya tenía que ser muy tarde.
(Emmy) Quiero irme a dormir ya.
Volvimos a cruzar el pueblo hasta llegar al hostal, el profesor y yo nos despedimos y nos fuimos a nuestras habitaciones.
Quería que terminara ese día nefasto.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Capítulo 5: Confesión

Llegamos al amanecer y sin pararnos fuimos en dirección al hotel. Eiris quiso quedarse con nosotros. Quizás seguía asustada por haber conocido a Descole o simplemente no quería quedarse sola. Al llegar al hotel, el profesor Layton, Luke y Flora acababan de bajar de sus habitaciones a desayunar y les explicamos que habíamos conseguido las piedras gracias a la astucia de Descole. Nuestro pasado siempre habita dentro de nosotros. (Layton) Estuvimos investigando la caja y nos dimos cuenta de que dentro de ella se debió guardar algunas cosas y creemos que es posible que sean las tres piedras que dijimos. Saqué las dos piedras que me había entregado el día anterior el profesor Sycamor y las puse sobre la mesa. Aún no me había fijado como eran, pero las dos tenían un color diferente a la otra, una era azul y la otra amarilla. Estaban bien pulidas, eran prácticamente redondas pero tenían unos especies de enganches que se juntaban la una con la otra, pero faltaba otra parte: la piedra del amor. (Sy…

Capítulo 3: El mensaje del amor

Se hizo muy tarde con la tontería de la caja, pero no nos podríamos rendir. Luke y Flora se durmieron en una cama, ya que la otra era de Sycamor. Yo cada vez tenía más sueño, no encontraba ningún sentido a ese dichoso puzle. Quizás esa caja no estaba hecha para abrirse, pero entonces era una caja inútil. (Emmy) ¿Sycamor, puedo echarme un rato en tu cama? (Sycamor) S-Sí. Me levanté del suelo y me tumbé en la cama durmiéndome enseguida. *** (Sycamor) Es tan bonita cuando duerme. (Layton) ¿Vas a decirle lo que sientes? (Sycamor) Supongo que sí, pero tengo que encontrar el momento adecuado. Un botón fue presionado por las manos del profesor Layton abriéndose la caja. (Sycamor) ¡Lo has conseguido! *** Me despertó el grito de Sycamor haciendo que me sobresaltara y cayera de la cama golpeándome con la mesita de noche. (Luke) ¿¡Qué pasa!? (Sycamor) Disculpadme por despertaros con mi grito. (Layton) Hemos conseguido abrir la caja. (Flora) ¿De verdad? (Emmy) ¿Y qué hay dentro? Me toqué la cabeza y vi que me sali…

Capítulo 4: Los poderes de la piedra

Flora y Eiris se despertaron a la vez y las dos se quedaron perplejas al verse. (Eiris) ¿Quién eres? (Flora) Y-Yo soy Fl-Flora. ¿Qué haces aquí? (Eiris) Pues no lo sé... *** Salí de la habitación de Sycamor en silencio para no despertarle, aunque enseguida lo haría. Al salir vi a Luke salir de la habitación de enfrente, la suya. Se quedó un poco confundido. (Emmy) Luke, tú no me has visto aquí. (Luke) ¿Ha-Has dormido ahí? ¿Con é-él? (Emmy) No exactamente. Tengo prisa. No digas nada, por favor. (Luke) Está bien. Fui hasta mi habitación y la abrí con cuidado, para no despertar a ni a Flora ni a Eiris, pero ya estaban despiertas. (Emmy) ¿Bue-Buenos días? (Flora) ¿Emmy, qué hace Eiris aquí? (Emmy) Lo siento, Flora. Se quedó dormida en la calle y la traje aquí. (Flora) ¿En la calle? (Eiris) ¡Estábamos jugando con el profesor con el pelo guay! (Flora) ¿En serio...? Eiris fue al baño y Flora y yo nos quedamos hablando flojito. (Flora) ¿¡Estuviste ayer con el profesor Sycamor!? (Emmy) Sí, quería saber de quién …