Ir al contenido principal

Capítulo 1: Mysdrop

Una cosa estaba clara, cuando se le presenta una petición de ayuda al profesor, siempre la acepta, y más si es una conocida, pero en este caso era conocida mía.
Ese mismo día, a mediodía, salimos de la casa del profesor en dirección a ese pequeño pueblo.
Julie había sido mi compañera de piso desde que empezamos la universidad. Éramos muy buenas amigas y estuvimos muy unidas aunque hacía un par de meses se había mudado a su pueblo natal.
La verdad me impresionaba que nos pidiera ayuda, ella era la típica que ignora lo que ocurre a su alrededor. Ya podía ser importante para ella.
Mientras el profesor conducía, Luke no quería que yo condujera, íbamos comentando la carta y la noticia del periódico de ese mismo día.
(Luke) Según la carta dice que el 19 se inundó la parte este del pueblo, pero no hay ninguna manera lógica para que se inunda.
(Flora) El río está en la parte contraria, no hay canales, ni pantanos, solo las alcantarillas. Además, en el periódico de hoy dice que anoche fue cuando se inundó, pero hoy es 23.
(Layton) Interesante... ¿Emmy, sabes algo acerca de ese pueblo?
(Emmy) No, solo sé que hay mucha niebla por la noche.
(Luke y Flora) ¡Como en Misthallery!
(Emmy) También sé que Julie no se inventaría una cosa así.
(Layton) Ya veo.
Era extraño que el periódico y la carta no coincidieran, ¿significa que estaban manipulando la noticia?
(Flora) ¿Queda mucho para llegar?
(Layton) No tardaremos en llegar.
El profesor tenía razón, un poco más de media hora llegamos a nuestro pintoresco destino.
Los cuatro bajamos del coche y respiramos el aire puro de aquel pueblo.
Me parecía increíble que estuviera en el pueblo del que tanto me había hablado mi amiga.
(Luke) ¿Emmy, sabes dónde vive tu amiga?
Cogí la carta y revisé el remitente, pero no venía ninguna dirección ni nada parecido. ¿Sería un puzle de esos escondidos?
(Emmy) En mi carta no indica ninguna dirección.
(Flora) En la mía tampoco.
(Layton) En mi carta hay algo parecido a una dirección. Mirad.
El profesor nos mostró la carta y pudimos ver una serie de números separados con guiones. Sabía que Julie pondría un puzle para asegurarse de que las cartas llegarían a las personas indicada, o al menos que llegaría un al profesor Layton.
(Luke) A ver... 5-7-17 ¿Qué puede significar?
(Layton) ¿Muchacho, qué crees que significan estos números?
(Luke) Pues... Los tres son números primos y...
Parece que los números no son el fuerte de Luke.
(Flora) ¡Se refieren a números de las calles!
Pero parece que a Flora sí que se le dan bien las matemáticas, o lo que haya sido eso.
(Luke) ¿Por qué calles?
(Flora) Me he estado fijando y en esta primera esquina está escrito "Manzana 1" y en la siguiente esquina está escrito "Calle 3". Yo diría que se refiere al número de manzana, la calle y el número de la casa.
(Layton) Interesante reflexión, Flora.
(Flora) ¡Gracias, profesor!
Sin prestar más atención a los números, nos dirigimos en dirección a la manzana número cinco. Como este pueblo es pequeño, no nos costó nada llegar hasta la manzana indicada, pero allí había una reunión de vecinos.
(Luke) ¿Qué está ocurriendo aquí?
(Emmy) Diría que es una reunión de vecinos.
(Derk) ¡Esto no puede ser! ¡Es imposible!
(Pulli) Derk, por favor, cálmate.
(Derk) ¿¡Cómo me voy a calmar, Pulli!? ¡Están amenazando nuestro pueblo! ¿¡Y tú quieres que me calme!?
(Layton) Disculpen la intromisión, soy Hershel Layton. ¿Qué está ocurriendo en este pueblo?
(Derk) ¿¡Que qué está ocurriendo!? Truw, cuéntaselo.
(Pulli) Discúlpenle, está nervioso.
(Truw) ¿No lo han visto en las noticias? ¡Están amenazando al pueblo!
(Emmy) ¿Cómo amenazando?
(Truw) Hemos estado recibiendo cartas en el ayuntamiento sobre unos tipos extraños dónde nos relataban las cosas horribles que les pasará a Mysdrop si no entregamos lo que nos piden.
(Luke) ¿Qué les están pidiendo?
(Pulli) ¿Ustedes quiénes son, a todo esto?
(Emmy) Hemos recibido unas cartas de una vecina de aquí pidiendo nuestra ayuda para resolver este caso.
(Pulli) ¿Entonces es usted realmente el profesor Layton, verdad?
(Layton) Así es, como les he dicho antes. ¿Estaban esperando nuestra llegada?
(Derk) ¡Por supuesto que la esperábamos!
(Pulli) Me presentaré, soy Pulli Kip la alcaldesa de Mysdrop, ellos son Derk y Truw dos concejales.
(Derk y Truw) Encanados.
(Pulli) Julie Simon nos solicitó pedirles ayuda. ¡Estoy tan contenta que hayan accedido a venir!
(Layton) Por supuesto, como caballero no puedo rechazar una petición de ayuda. ¿Ahora díganme, qué les están pidiendo en las amenazantes cartas?
(Pulli) En las cartas nos piden que entreguemos la Corona Dorada, es una joya de nuestros antepasados de cuando fundaron este pueblo piedra por piedra hace más de mil años.
(Luke) ¿¡Mil años!?
(Flora) Son muchos años.
(Emmy) ¿Profesor, cree que pueden ser los Hombres del Sombrero?
(Layton) Puede ser, al fin y al cabo son como cazarecompensas o buscadores de tesoros, pero no creo que sean ellos.
(Luke) ¿Ellos ya habrían venido aquí y la hubieran intentado robar, no?
(Layton) Tienes razón muchacho.
(Derk) La señorita Julie ha estado más al corriente de las cartas, ella les podrá ayudar más.
(Layton) Sí, deberíamos hablar con ella.
(Pulli) Vive en la siguiente calle la casa número diecisiete.
Los cuatro nos pusimos en marcha y llegamos a la calle número siete y al final de la calle estaba la casa diecisiete. Flora había acertado con el acertijo de los números, y Julie lo había hecho a propósito, típico de ella.
Llamé a la puerta y mi amiga me abrazó sin decirme una palabra, eso no era típico de ella, normalmente me saludaba con algún chiste malo. Lo que estuviera ocurriendo en ese lugar debía de ser muy preocupante para Julie.
(Julie) ¡Sabía que podría confiar en vosotros!
(Emmy) Sí, claro, hasta escondiste en puzle.
(Julie) Bueno, bueno, debía asegurarme que el verdadero profesor Layton llegaba hasta mi casa, no podía darle mi dirección a cualquiera.
(Flora) Pero ha sido fácil de resolver.
(Julie) ¿No me digas? Entonces la próxima vez lo pondré más difícil. Ahora, pasad, os invitaré a un té.
Entramos a la casa de Julie y fuimos al salón. Era muy acogedora, y muy bien decorada, Julie siempre había tenido muy buen gusto para decorar.
En seguida nos trajo una bandeja con cuatro tazas de té y se sentó frente a nosotros.
(Layton) Señorita Julie, explíquenos en el motivo de la llegada de las cuatro cartas.
(Julie) Llámeme Julie. Siento que en la carta no pudiera dar muchas explicaciones, pero las escribí con prisa.
(Emmy) ¿Y por qué escribiste cuatro?
(Julie) Nunca me he fiado de correos.
(Emmy) Pero si eras cartera...
(Julie) Era, por eso sé que a veces las cartas no llegan a sus destinos. Si enviaba cuatro tenía más posibilidades de que alguien de vosotros la recibiría.
(Layton) Entiendo. ¿Y qué tipo de desastres ha ocurrido en Mysdrop?
(Julie) Hace tres semanas empezamos a recibir cartas a nombre de 'Crown' explicando que debíamos entregarle la Corona Dorada sino que nos atendiéramos a las consecuencias. Ingenuos creímos que era una simple broma de algún gamberro, pero las cosas se pusieron a peor cuando desapareció el ganado de un viejo hombre llamado Bovi.
(Layton) Interesante.
(Julie) Dos días después recibimos una segunda carta explicando que ese hecho lo había provocado él y su grupo de maleantes y nos relataba que ocurriría si no le entregáramos la corona. Esa noche, tuvo lugar el festival de la cosecha, pero al día siguiente todos los campos habían sido arrasados. ¡No quedaba absolutamente nada!
(Luke) ¡Canastos!
(Julie) A la semana siguiente volvimos a recibir una de aquellas cartas donde solamente decía que debíamos entregarle la corona si queríamos que el pueblo no se sumiera en un caos. Como hasta ese momento no hicimos nada, pero esa noche despertó todo el pueblo porque todos los ganados y animales de las granjas estaban causando un caos.
(Layton) Vaya...
(Julie) Y está semana hemos recibido última carta donde nos decía que el pueblo se hundiría en el mar a no ser que la corona nos salvara entregándola. Pensamos que estaba chalado, que era imposible que Mysdrop se hundiera en el mar ya que estamos a centenares de kilómetros de mar. Y hace unos días la parte este del pueblo estaba hundida. ¡De agua salada!
(Flora) ¿Agua de mar?
(Julie) Sí.
(Emmy) Parece que alguien está comprometido en apoderarse de la corona. ¿Tiene algo especial esa corona?
(Julie) Sí, esa corona mantiene el equilibrio del pueblo, digamos que tiene ciertos poderes.
(Luke) ¿Poderes? ¿Cómo qué?
(Julie) No lo sé, nunca los he visto, ni sentido, ni nada por el estilo. Solamente tenemos una leyenda que está unida a esa corona.
(Layton) ¿Podrías contárnosla?
(Julie) Me encantaría, pero no la conozco muy bien. Me la contaron cuando era pequeña, pero no la recuerdo.
(Layton) Es una pena. ¿Sabes quién podría relatárnosla?
(Julie) Estoy segura de que cualquier anciano del pueblo la sabe.
(Layton) Perfecto, creo que deberíamos marcharnos y reunir información para la investigación.
(Julie) Antes de que os marchéis, la alcaldesa me ha encargado de entregaros esto.
Julie le entregó una nueva carta al profesor.
(Julie) Son dos habitaciones en el hostal que hay en el centro del pueblo.
(Layton) Muchas gracias.
Los cuatro salimos de la casa de Julie. Era increíble lo que nos había contado y ahora nos tocaba a nosotros descubrir estos extraños sucesos.
(Luke) ¿Profesor, por dónde empezamos?
(Layton) Me gustaría hablar con el señor Bovi sobre la desaparición de su ganado.
(Luke) ¡Perfecto!
(Flora) Creo que las granjas están por allí.
(Layton) Vamos.
Los cuatro nos dirigimos por el camino de piedra hasta las afueras de Mysdrop.
Ese sitio estaba repleto de granjas con muchos animales, era genial. Eso sí que era un pueblo rural de verdad, de esos que salen por la televisión.
(Luke) Disculpe, señor. ¿Sabe dónde podemos encontrar al señor Bovi?
(Fred) ¿Bovi? Estará en su granja cuidando a sus gallinas. Su granja es aquella del final, aquella de color rojo.
(Luke) Muchas gracias.
Me costaba creer que realmente estuviera ocurriendo todos esos problemas en un pueblo tan tranquilo, y solo por una estúpida corona que seguramente no tuviera poderes como dicen.
(Layton) ¿Emmy, te encuentras bien?
(Emmy) ¿Eh? Claro. ¿Qué me iba a pasar?
(Luke) Normalmente siempre estás hablando.
(Emmy) ¡Oye! ¡Qué tampoco hablo tanto! Quizás esté algo cansada del viaje, pero estoy bien.
(Layton) Eso quiero, que estés bien.
Realmente estaba algo cansada. Era extraño, normalmente esos viajes en coche no me cansan nada, y menos si no conduzco.
(Flora) ¡Hemos llegado!
(Luke) ¡Genial! Entremos.
El profesor empujó la pequeña puerta de la valla y entramos en la granja.
(Bovi) ¡Eh! ¡Ustedes! ¿Qué hacen entrando en mi parcela?
(Layton) Lo lamento, soy Hershel Layton y ellos son mis compañeros. Hemos venido a investigar los extraños sucesos ocurridos recientemente en este pueblo.
(Bovi) Ajá, comprendo. Soy Bovi No.
(Flora) ¿No es usted el señor Bovi?
(Bovi) Sí que lo soy, 'No' es mi apellido.
(Flora) Ah. Lo siento.
(Emmy) Queríamos pedirle su colaboración contándonos lo que le ha sucedido con su ganado.
(Bovi) No hay mucho que explicar. Ese día, como todos, por la tarde lleve a pastar a mis ovejas, las encerré como siempre al caer la noche y al día siguiente, sobre las siete de la mañana, fui a sacarlas de nuevo a pastar y no había ninguna. ¡Se las había tragado la tierra!
Apunté todo lo que decía, pero en mi cabeza nada tenía sentido ahora mismo. Me daba todo vueltas.
Di un paso atrás, pero no apoyé bien el pie y me caí.
(Luke y Flora) ¡Emmy!
(Layton) ¿Estás bien?
El profesor me ayudó a levantarme. Qué raro, ¿por qué me habré mareado?
(Emmy) Sí, estoy bien, solo me he mareado un poco.
(Bovi) Tome, señorita, un vaso de agua.
(Emmy) Gracias.
Poco después volvimos al centro de la ciudad.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Capítulo 5: Confesión

Llegamos al amanecer y sin pararnos fuimos en dirección al hotel. Eiris quiso quedarse con nosotros. Quizás seguía asustada por haber conocido a Descole o simplemente no quería quedarse sola. Al llegar al hotel, el profesor Layton, Luke y Flora acababan de bajar de sus habitaciones a desayunar y les explicamos que habíamos conseguido las piedras gracias a la astucia de Descole. Nuestro pasado siempre habita dentro de nosotros. (Layton) Estuvimos investigando la caja y nos dimos cuenta de que dentro de ella se debió guardar algunas cosas y creemos que es posible que sean las tres piedras que dijimos. Saqué las dos piedras que me había entregado el día anterior el profesor Sycamor y las puse sobre la mesa. Aún no me había fijado como eran, pero las dos tenían un color diferente a la otra, una era azul y la otra amarilla. Estaban bien pulidas, eran prácticamente redondas pero tenían unos especies de enganches que se juntaban la una con la otra, pero faltaba otra parte: la piedra del amor. (Sy…

Capítulo 3: El mensaje del amor

Se hizo muy tarde con la tontería de la caja, pero no nos podríamos rendir. Luke y Flora se durmieron en una cama, ya que la otra era de Sycamor. Yo cada vez tenía más sueño, no encontraba ningún sentido a ese dichoso puzle. Quizás esa caja no estaba hecha para abrirse, pero entonces era una caja inútil. (Emmy) ¿Sycamor, puedo echarme un rato en tu cama? (Sycamor) S-Sí. Me levanté del suelo y me tumbé en la cama durmiéndome enseguida. *** (Sycamor) Es tan bonita cuando duerme. (Layton) ¿Vas a decirle lo que sientes? (Sycamor) Supongo que sí, pero tengo que encontrar el momento adecuado. Un botón fue presionado por las manos del profesor Layton abriéndose la caja. (Sycamor) ¡Lo has conseguido! *** Me despertó el grito de Sycamor haciendo que me sobresaltara y cayera de la cama golpeándome con la mesita de noche. (Luke) ¿¡Qué pasa!? (Sycamor) Disculpadme por despertaros con mi grito. (Layton) Hemos conseguido abrir la caja. (Flora) ¿De verdad? (Emmy) ¿Y qué hay dentro? Me toqué la cabeza y vi que me sali…

Capítulo 4: Los poderes de la piedra

Flora y Eiris se despertaron a la vez y las dos se quedaron perplejas al verse. (Eiris) ¿Quién eres? (Flora) Y-Yo soy Fl-Flora. ¿Qué haces aquí? (Eiris) Pues no lo sé... *** Salí de la habitación de Sycamor en silencio para no despertarle, aunque enseguida lo haría. Al salir vi a Luke salir de la habitación de enfrente, la suya. Se quedó un poco confundido. (Emmy) Luke, tú no me has visto aquí. (Luke) ¿Ha-Has dormido ahí? ¿Con é-él? (Emmy) No exactamente. Tengo prisa. No digas nada, por favor. (Luke) Está bien. Fui hasta mi habitación y la abrí con cuidado, para no despertar a ni a Flora ni a Eiris, pero ya estaban despiertas. (Emmy) ¿Bue-Buenos días? (Flora) ¿Emmy, qué hace Eiris aquí? (Emmy) Lo siento, Flora. Se quedó dormida en la calle y la traje aquí. (Flora) ¿En la calle? (Eiris) ¡Estábamos jugando con el profesor con el pelo guay! (Flora) ¿En serio...? Eiris fue al baño y Flora y yo nos quedamos hablando flojito. (Flora) ¿¡Estuviste ayer con el profesor Sycamor!? (Emmy) Sí, quería saber de quién …